Alerta la violencia en Valle de México

311

#LaVerdadlePeseaQuienlePese

La violencia en la comisión de los delitos va a la alza en el País y tiene su principal foco rojo en el Valle de México.

Según la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción de la Seguridad Pública (Envipe), en 4 de cada 10 delitos los delincuentes utilizan algún tipo de arma, en su mayoría de fuego.

La Encuesta del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) indicó que, el año pasado, se cometieron alrededor de 18.9 millones de delitos de alto impacto en los que la víctima estuvo presente.

En el 45.6 por ciento de los casos, es decir, 8.6 millones de ilícitos, los delincuentes portaban algún arma, ya sea de fuego, blanca u objetos contundentes como palos, varillas, tubos y similares.

El uso de armas para cometer ilícitos tuvo un repunte el año pasado en comparación con los tres años previos.

En 2015, el 45.2 por ciento de los delitos -donde la víctima estuvo presente- fue con uso de arma; en 2016 el 43.1 por ciento, y en 2017 el 44.2 por ciento.

La Envipe indicó que, entre 2012 y 2018, los años con los porcentajes más altos de uso de arma en la comisión de ilícitos fueron 2013, con 50.2; 2014, con 48.6, y 2018, con 45.6.

De este último porcentaje, 32.2 por ciento fue con armas de fuego y el 13.4 por ciento restante con «otro tipo de armas».

El año pasado, los delitos que involucraron agresión con armas a víctimas también se incrementaron con respecto a los años anteriores.

En el 9.1 por ciento de los delitos de alto impacto el agresor usó arma, mientras que en 2017 fueron el 8.3 por ciento, en 2016 el 5.9, y en 2015 el 4.5 por ciento.

Las entidades donde más delitos son cometidos haciendo uso de algún arma son el Estado de México y la Ciudad de México.

La Encuesta, que se levantó entre marzo y abril pasados, refirió que en la entidad mexiquense representaron el 67 por ciento del total de los ilícitos y en la capital del País el 56.5 por ciento.

A estas dos entidades le siguió Tabasco, donde el 53.1 por ciento de los ilícitos en los que la víctima estuvo presente fue perpetrado con arma.

Son las únicas tres entidades que superaron la media nacional.

En Puebla, los delitos con portación de arma representaron el 45 por ciento; en Sinaloa el 39.5; en Nuevo León el 38.8; en Baja California el 38.2; en Quintana Roo el 37.9; y en Tamaulipas el 36.9.

La Envipe permite hacer estimaciones estadísticas sobre la victimización que afecta a las personas con delitos como robos en diferentes modalidades, fraude, extorsión y secuestro, entre otros.

El estudio del Inegi reportó además que la incidencia delictiva se disparó el año pasado en Veracruz (38.5 por ciento), Guanajuato (30.2 por ciento) y Sonora (27.9 por ciento).

Arrojó además que a nivel nacional hubo 24.7 millones de víctimas adultas el año pasado, lo cual representa una tasa de 28 mil 269 víctimas por cada cien mil habitantes.

En 2018 se generaron 33 millones de delitos -asociados al total de víctimas-, que equivalen a una tasa de 1.3 delitos por víctima.

(Con información de Reforma)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe un comentario
Por favor ingresa tu nombre