Colombia tiende la mano en frontera venezolana

367

#LaVerdadlePeseaQuienlePese

 

La crisis política y social de Venezuela amenaza con perturbar el mercado mundial del crudo, debido a que las sanciones impuestas por Estados Unidos a la petrolera estatal venezolana podrían afectar la calidad del petróleo, advirtió la Agencia Internacional de Energía (AIE).

En su reporte mensual sobre el mercado petrolero internacional, el organismo creado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) destacó que, en la crisis que se observa en Venezuela, no sólo ha reducido drásticamente su producción de petróleo en los últimos años, si no que ahora puede crear problemas y perturbaciones en el mercado por la mala calidad de su crudo.

“La imposición de sanciones por parte de Estados Unidos contra la petrolera estatal deVenezuela, Petróleos de Venezuela (PDVSA), es otro recordatorio de la enorme importancia de los acontecimientos políticos para el mercado petrolero”, destaca el informe.

Las sanciones contra PDVSA tienen un impacto directo en el suministro de petróleo pesado.

“Su aceite es típicamente de la calidad más pesada, y requiere la adición de cantidades significativas de diluyentes importados o mezclas domésticas”, describe el reporte.

Pero ahora, con la importación de diluyentes, afectadas por las sanciones de Estados Unidos y los problemas para producir sus propios crudos más livianos, PDVSA tendrá un trabajo difícil para hacer suficiente en barriles especiales disponibles para la exportación.

La AIE, creada tras la crisis petrolera de 1973, aseguró que desde que se anunciaron las sanciones, el mes pasado, las exportaciones de crudo venezolanas han disminuido y se han desplazado hacia compradores que pagan en efectivo, como India.

“En términos cuantitativos, solo en 2019, Estados Unidos aumentará su producción de petróleo crudo más que la producción actual de Venezuela”, destacó, “pero en términos de calidad, es más complicado. a calidad importa”.

El informe también destaca que al mercado global de crudo le será difícil absorber la oferta de productores fuera de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), aun con los recortes a la producción que implementó el bloque y las sanciones de Estados Unidos contra Venezuela e Irán.

El país sudamericano es uno de los mayores productores de crudo pesado del mundo. Estados Unidos, su principal cliente, consume casi la mitad del volumen de sus exportaciones.

El 29 de enero pasado, Estados Unidos anunció sanciones que buscan sacar al dictador Nicolás Maduro del poder. No prohibieron a las compañías estadounidenses comprarle petróleo, sin embargo, los ingresos por esas ventas serían puestos en una cuenta bloqueada que debería desincentivar los envíos de Pdvsa a Estados Unidos.

(Con información de 24 Horas)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe un comentario
Por favor ingresa tu nombre