Dan caso Sta. Lucía a juez que negó suspensión

309

#LaVerdadlePeseaQuienlePese

 

El Consejo de la Judicatura Federal (CJF) designó al Juez Juan Carlos Guzmán Rosas para concentrar y resolver todos los amparos que impugnan el Nuevo Aeropuerto Internacional de Santa Lucía, y la cancelación del proyecto en Texcoco.

Este juez ha sostenido, hasta ahora, el criterio de que no procede conceder suspensiones contra el inicio de las obras en Santa Lucía.

El Pleno del CJF resolvió, desde el pasado 26 de junio, que los al menos 148 amparos deberán concentrarse en el Juzgado Quinto de Distrito en Materia Administrativa de la Ciudad de México, «para evitar el dictado de sentencias contradictorias».

Como resultado de esta orden, varios jueces de la Ciudad de México, Naucalpan y Nezahualcóyotl comenzaron a enviar esta semana los expedientes de los respectivos amparos al órgano designado por el CJF en el oficio STCCNO/483/2019.

La concentración de expedientes fue solicitada al CJF por Servicios a la Navegación en el Espacio Aéreo Mexicano (SENEAM), órgano de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.

Guzmán Rosas ya estaba a cargo de dos amparos. En uno de ellos, el 646/2019, negó el 29 de mayo la suspensión definitiva, y esta semana, el quejoso se desistió de su demanda.

El otro amparo fue promovido por un piloto aviador, que alegó riesgo para su vida si el Aeropuerto de Santa Lucía es construido sin tener todos los estudios de seguridad y aeronáuticos.

Guzmán negó la suspensión provisional, fallo que fue revocado por el Décimo Tribunal Colegiado en Materia Administrativa para exigir estudios aeronáuticos, y está pendiente que el Juez resuelva la suspensión definitiva.

Guzmán, originario de Guerrero y egresado de la Escuela Libre de Derecho, fue secretario en varios juzgados y designado juez en octubre de 2015. En años recientes laboró en el CJF para los ex Consejeros Juan Carlos Cruz Razo y José Guadalupe Tafoya.

Hasta ahora, los amparos contra Santa Lucía, casi todos promovidos por el colectivo #NoMásDerroches, estaban repartidos en unos 30 juzgados de la Ciudad de México y del Estado de México, lo que ha provocado criterios encontrados.

Entre los jueces que han admitido amparos a trámite, tres han concedido suspensiones definitivas que prohiben iniciar obras en la Base Aérea Militar mientras no se cuente con todos los estudios, dos de Naucalpan y uno de la Ciudad de México.

En contraste, cinco jueces han negado suspensiones definitivas, y hay varios amparos en los que está pendiente la audiencia incidental para resolver este tema, lo que ahora tocará a Guzmán.

La concentración no afecta las suspensiones ya concedidas, que serán revisadas por tribunales colegiados de circuito, y podrían estar vigentes varias semanas más, pues el Poder Judicial tendrá vacaciones la segunda quincena de julio.

Pero si Guzmán sostiene su criterio ya no habrá nuevas suspensiones definitivas, y habrá una sola sentencia de fondo sobre la legalidad de la cancelación de Texcoco y su reemplazo por Santa Lucía.

(Con información de Reforma)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe un comentario
Por favor ingresa tu nombre