Morena plantea clubes de cannabis; fumar mariguana en la calle no sería sancionado

48

Ciudad d México, 7 de Noviembre 2018

Para regular y controlar la mariguana, Morena busca crear cooperativas de dos y hasta 150 personas que pueden cultivar la hierba para consumirla, aunque sin autorización para comercializarla.

La iniciativa de Olga Sánchez Cordero, difundida en la Gaceta del Senado, plantea que una persona que consuma mariguana podrá hacerlo en la vía pública, sin tener ninguna consecuencia penal.

También permite el cultivo de hasta 20 plantas de cannabis por persona para autoconsumo, pero deberá registrarlas en un padrón anónimo y su producción anual no debe rebasar los 480 gramos. Si hay excedentes, deberán donarse para fines de investigación.

La senadora plantea crear el Instituto Mexicano de Regulación y Control del Cannabis como máxima autoridad para regular, reglamentar, monitorear, sancionar y evaluar el uso de la mariguana.

Para su uso industrial, la iniciativa autoriza la siembra, cultivo, cosecha, preparación, fabricación, producción, distribución y venta de cannabis, con permisos de cinco años para comercializarla, con opción a ampliarse, pero estará prohibido hacerle publicidad.

Las sanciones más severas para quienes violen la ley serán de 36 horas de arresto, incluso a quienes induzcan a menores al consumo o los involucren en su comercio, distribución, donación y suministro.

Plantea cooperativas y consumo público

La iniciativa de Morena sobre uso lúdico de mariguana propone 36 horas de arresto al que induzca a un menor.

La senadora Olga Sánchez Cordero, próxima secretaria de Gobernación, presentó la iniciativa del partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena) para la regulación y el control de la mariguana, que incluye la posibilidad de formar cooperativas de cannabis, integradas de dos a 150 personas, que pueden cultivarla para el autoconsumo, aunque sin autorización para comercializarla.

La iniciativa plantea que una persona que consume mariguana podrá hacerlo en la vía pública sin que tenga ninguna consecuencia penal; permite que cada persona pueda cultivar hasta 20 plantas de cannabis para su consumo personal, con un solo requisito, que deberá registrarlas en un padrón anónimo y, en todos los casos, la producción anual no puede rebasar los 480 gramos.

La propuesta de Sánchez Cordero es que exista el Instituto Mexicano de Regulación y Control del Cannabis como máxima autoridad para regular, reglamentar, monitorear, sancionar y evaluar el sistema de regulación de este producto, que incluye permisos de cinco años para comercializarlo, con opción a ampliar cada periodo, aunque estará prohibido hacerle publicidad.

Difundida por medio de la Gaceta del Senado, la iniciativa plantea que la sanción más severa que se aplicará a quienes violen la ley será de 36 horas de arresto, incluso a quienes induzcan a los menores de edad al consumo o los involucre en el comercio, distribución, donación, regalo,  venta y suministro de cannabis o de sus productos derivados.

En materia de autoconsumo, la iniciativa dice que estará permitido sembrar, cultivar, cosechar, aprovechar, preparar y transformar hasta 20 plantas de cannabis en floración, destinadas para consumo personal en propiedad privada, siempre y cuando “la producción de cannabis no sobrepase los 480 gramos por año; las personas hayan registrado sus plantas ante el Instituto en el padrón anónimo”.

Hasta 150 socios

Morena plantea la existencia de cooperativas de producción de mariguana para que los socios puedan sembrar, cultivar, cosechar, aprovechar, preparar y transformar plantas de cannabis para uso personal, siempre y cuando cuenten con licencia de autorización.

Estas cooperativas se dedicarán “únicamente a la producción de cannabis, derivados de cannabis y accesorios de cannabis; contar un mínimo de dos a un máximo de 150 socios; contar con un Código de Ética; acreditar haber tomado al menos un curso de generación de capacidades para el autoconsumo; ofrecer servicios de información y asesoramiento profesionalizado en reducción de riesgos y daño dirigido a los socios, así como de detención temprana y seguimiento de consumo problemático, el cual deberá tomar en cuenta el principio de autodeterminación de las personas establecidas en esta ley”.

Estas cooperativas tendrán prohibido “proveer de cannabis, o cualquiera de sus derivados, a personas ajenas a la cooperativa o a otras cooperativas; producir más de 480 gramos de cannabis al año por socio. El excedente deberá donarse a las instituciones correspondientes para fines de investigación científica”.

También tendrán prohibido “el consumo de bebidas alcohólicas o de cualquier otra sustancia sicotrópica dentro de sus instalaciones, con excepción del cannabis; realizar cualquier acto de promoción, publicidad y patrocinio de la cooperativa o de sus establecimientos, los productos de cannabis o sus derivados”.

Para su uso industrial, la  propuesta de Morena autoriza la siembra, cultivo, cosecha, preparación, fabricación, producción, distribución y venta de cannabis.

En cualquier modalidad será necesario tener licencias y permisos por cinco años, salvo cuando se trate de fines farmacéuticos, ya que esa licencia será por 10 años, y para el consumo de adultos se procurará que existan los establecimientos suficientes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe un comentario
Por favor ingresa tu nombre