Piden informe sobre bienes de Los Pinos

385

#LaVerdadlePeseaQuienlePese

 

El Senado pedirá a la Secretaría de Cultura un informe sobre dónde está el acervo cultural que formó parte de Los Pinos durante 84 años.

Además instruye al Instituto de Administración y Avalúos de Bienes nacionales informar sobre el destino final de los inmuebles que son propiedad de la Residencia Oficial.

El punto de acuerdo, que será aprobado por el pleno de la Cámara alta, argumenta que existen catálogos sobre las obras que se dieron en préstamo a Los Pinos, cuyas obras eran propiedad del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBA) y del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), por lo que pueden rastrearse.

«Éstas proporcionaban por contratos de préstamo o comodato diversos bienes artísticos e históricos que, usualmente, eran sustituidos con motivo del cambio de autoridades de la casa presidencial», señala el dictamen.

Por ejemplo, exponen, la obra de Diego Rivera conocida como «La molendera, la cual estuvo en el despacho presidencial desde 1988, fue devuelta para su exposición en el Museo Metropolitano de Nuevo York.

«Se considera de especial relevancia que la relación del conjunto de bienes se haga pública, se contraste contra los catálogos que en su momento se hayan publicado, se localice aquellos que estén extraviados y se haga del conocimiento de la ciudadanía toda la información relacionada con las adquisiciones y donaciones que, a lo largo de diferentes sexenios, integraron una colección de gran valor cultural e histórico», indica el documento.

En estos 100 días, tanto la Secretaría de Cultura como el vocero presidencial, Jesús Ramírez, han argumentado que desconocen qué había en Los Pinos, e incluso, han asegurado que hay piezas «extraviadas» y que sólo dejaron el estuche de una vajilla, sin embargo, no han informado si están realizando la investigación correspondiente para confirmar sus dichos.

Sobre los inmuebles de la dependencia, se informa que el 18 de enero se publicó el acuerdo por el que el Deportivo del Estado Mayor Presidencial pasa a las propiedades de la Defensa Nacional, así como el Centro Hospitalario de dicha corporación.

No así el predio ubicado en Constituyentes 270, que mide 28 mil 874 metros cuadrados, que desde 1984 era usado por el Estado Mayor Presidencial, ahora es ocupado por miembros de esa misma corporación, pero ahora bajo el nombre de Segundo Batallón de Servicios Especiales.

«Esta dictaminadora considera necesario que una vez hechos los estudios jurídicos se emita el acuerdo que desincorpore del Estado Mayor Presidencial los predios y bienes muebles de la residencia oficial a la secretaría o dependencia que corresponda, a fin de que se asuman las responsabilidades institucionales que corresponden al sostenimiento y programación del Complejo Cultural», apunta.

«Se solicita al Instituto de Administración de Avalúos de Bienes informar al Senado los avances sobre el destino final que se hará del conjunto de inmuebles que conformaron la residencia oficial».

A 100 días del cambio de Gobierno, la Presidencia tampoco ha informado qué sucederá con los 18 inmuebles que tenía bajo su responsabilidad, algunos de ellos de su propiedad y otros rentados.

(Con información de Reforma)

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe un comentario
Por favor ingresa tu nombre