OPINIÓN* LA COLUMNA POLÍTICA: Todos queremos un mejor país, pero…

95

Por: José Cruz Delgado

*¿Con la entrada de la Cuarta Transformación se acabó la corrupción?

*Mientras haya legisladores al servicio de un solo hombre será imposible

El coordinador de los diputados del Partido del Trabajo en la Cámara Baja, Reginaldo Sandoval Flores, dijo que con la entrada de la Cuarta Transformación se acabó la corrupción.

La verdad es imposible, pues existe mucha corrupción en la 4T, y un ejemplo se da en los gobiernos gobernados por MORENA, en dependencias y ayuntamientos, como el de Morelia que encabeza Raúl Morón Orozco, donde impera la impunidad.

En la Primera Asamblea Nacional Ordinaria de la Asociación Nacional de Legisladores de la Cuarta Transformación, Sandoval Flores celebró que este tipo de encuentros sirva para crear espacios de ideas, de prácticas políticas para construir un mejor país.

Todos queremos un mejor país, pero mientras haya legisladores que sirvan a un solo hombre para salvaguardar sus intereses personales y partidistas no habrá el México que deseamos, sobre todo mientras se gobierne con ocurrencias y caprichos y con poses populistas para darle al pueblo atole con el dedo.

En ese sentido, sostuvo que en todo el tiempo que estuvo el modelo neoliberal funcionando, 36 años, el presupuesto fue la herramienta fundamental de gobernanza, al gobernador que más gritaba le daban más, al diputado que más gritaba igual y con eso los tenían calmados, pero con la entrada de la 4T eso se acabó.

Es lo mismo que antes, hoy la mayoría de legisladores de la 4T sirven a un solo hombre que vive en Palacio Nacional y avalan sus caprichos, pocos son los que no van de acuerdo con esa maldita 4Transformación, sí, maldita porque gracias a ella se recortaron los presupuestos para el campo y otros rubros, pero sí le dieron más al inquilino de Palacio Nacional para sus programas sociales, que no es otra cosa más que gastar el dinero con fines electorales, así que no nos quieran ver la cara con patrañas.

¿Acaso no es corrupción que el gobierno federal les haya dado a los campesinos semilla en mal estado?

¿Acaso se ha castigado al responsable?

No, porque son intocables, gozan de impunidad gracias a  la complicidad de la titular de la Secretaría de la Función Pública (SFP), Irma Eréndira Sandoval.

El líder parlamentario resaltó que existe plena confianza de que la revolución pacífica que está desmantelando el andamiaje jurídico neoliberal triunfará, pues se han reformado 34 artículos de 136 que tiene la Constitución con el propósito de mejorar las condiciones de vida de la ciudadanía; asimismo, se han implementado mecanismos que aseguren la eliminación de la corrupción en la Administración Pública.

Pues sí, pero dichas reformas son a modo, a caprichos del “preciso” y por él fuera se cambiaría toda la Constitución, pero a su manera para de una vez acabar con los opositores y apoderarse de las instituciones, esas que muchas veces mandó al Diablo.

Efectivamente, en el mismo plato que come la máxima autoridad del país, comen los neoliberales y conservadores, es más, gobierna con ellos. ¿Cuál cambio?

Tiene mucha razón el diputado perredista Antonio Soto Sánchez, al decir que el Gobierno Federal no quiere ver lo que para todos es evidente, que la inseguridad inhibe el desarrollo económico del país,.
La situación de crisis es tal, que el embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau, ha salido a decir con todas sus letras que no puede haber prosperidad y crecimiento económico sin seguridad.
Considera Soto Sánchez que las declaraciones del funcionario norteamericano distan mucho de ser un discurso de momento o para ponerse a tono con las preocupaciones de la clase empresarial nacional con la que se reunió, sino evidencian la mirada que está teniendo nuestro vecino del norte y principal socio comercial sobre la situación que priva en el país.
“La realidad es que en México tenemos un serio problema frente a la inexistencia de una estrategia de seguridad con resultados, las estadísticas no sólo muestran el deterioro acelerado por la inseguridad en diferentes puntos del país, sino que evidencian la ausencia de una política pública federal que frene la comisión del delito”, señala.
La inseguridad inhibe el interés de invertir en territorio nacional, y un ejemplo de ello son los reportes de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) que indican que en 2019 se redujo en un 38.9 por ciento la confianza de los empresarios para invertir en nuestro país.
Otros datos de la Coparmex que el legislador consideró ejemplifican claramente el desaliento sobre México, son los que señalan que el año pasado el 64.5 por ciento de los empresarios en el país fueron víctimas de la inseguridad.
“El problema es que frente a la miopía de una autoridad federal que apuesta por la dádiva en vez de una estrategia efectiva de combate a la delincuencia, se está condicionando el futuro de México, y dando pie a que el territorio nacional se vuelva tierra de nadie, con la libre operación de la delincuencia frente a la ineficacia gubernamental”, recalca Toño.

Pero se quedó corto el legislador, la delincuencia ya opera en la impunidad, México está bañado en sangre por el aumento de feminicidios, secuestros y ejecuciones ante la ausencia de una estrategia en seguridad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe un comentario
Por favor ingresa tu nombre