Al santuario del cristo de Chalma se dirigían los peregrinos accidentados

  • Noviembre 26, 2021
  • Tiempo de lectura: 7 minutos

Chalma, Estados de México. El santuario de Chalma es uno de los templos más visitados del país, cada año recibe a miles de peregrinos que van de todas partes del país para poder visitar y venerar al Cristo de Chalma, para pedirle por la salud y el bienestar de su familia. A este lugar era al que acudían los feligreses michoacanos accidentados durante la mañana de este viernes, en donde resultaron 19 personas muertas y al menos 20 heridos.

Los peregrinos michoacanos se dirigían hasta Chalma en un camión de turismo, pero lamentablemente no pudieron llegar a su destino, pues el autobús en el que viajan se estrelló contra una vivienda, pero ¿A qué iban a Chalma y por qué era tan importante para ellos visitar al Santo?.

El santuario de Chalma fue fundado en el siglo XVI por frailes agustinos, en respuesta a los indígenas locales, quienes veneraban a un dios dentro de una cueva. El templo como ahora se conoce terminó de construirse en 1683, por la iniciativa de fray Diego de Velázquez, aunque durante el paso de los años se ha ido modificando.

Posee una arquitectura neoclásica y cuenta con un altar mayor de madera policromada y de estilo plateresco y en su interior se encuentran algunas esculturas de santos y pinturas que datan del siglo XVIII, pero entre todas esas cosas, resalta la figura del Santo Señor de Chalma, un Cristo negro al que se le adjudican miles de milagros.

 

La leyenda del Cristo de Chalma

Foto tomada de internet.

Cuenta la leyenda que cuando los primeros frailes llegaron a la cañada de Ocuilan en 1539, se percataron de que los indígenas locales tenían una fuerte devoción por un dios suyo, al que veneraban en una cueva. Los frailes decidieron acudir al lugar en donde se encontraba su deidad para destruirla, pero cuando llegaron se encontraron con la sorpresa de que este había sido destruido de una manera inexplicable, y en su lugar, apareció un Cristo negro.

Después de ese hallazgo, la imagen que apareció fue venerada por los locales y los frailes, y por 144 años se quedó en la cueva en donde había sido encontrado, pero en 1683, se construyó el santuario de Chalma, lugar al que fue trasladado el Cristo, mientras que la cueva se convirtió en la capilla de San Miguel Arcángel.

Cien años después de su descubrimiento, la imagen del Cristo se consumió en un incendió, perocon los restos que sobrevivieron se mandó a hacer una réplica que es la que actualmente adoran los cientos de miles de peregrinos que acuden a lo largo del año a este santuario.

Peregrinaciones para venerar al Cristo de Chalma

Cada año, el Santo recibe a  miles de feligreses de toda la república, pero también de otras partes del mundo, aunque sus principales peregrinaciones son de los estados deQuerétaro, Michoacán, Oaxaca, Guerrero y la Huasteca, quienes lo visitan en las principales fiestas católicas: el primer viernes de cuaresma, Pentecostés y Navidad.

A este lugar no solo asisten los files creyentes, pues también recibe a otro tipo de visitantes debido a la rica cultura del lugar, ya que siempre hay concentraciones de danzas para el Santo.

Los feligreses que van a visitar al Cristo negro de Chalma suelen bailar, cuya acción es parte del ritual de los creyentes, y cumplir con la tradición de regar un Ahuehuete en donde brota un manantial, después se bañan y se coronan flores para entrar al santuario.

La danza es muy característica del santuario, pues con ella los peregrinos le piden con mucha devoción los milagros al santo, es por eso que existe una frase muy dicha entre los mexicanos cuando se cree que algo es imposible: “ni yendo a bailar a Chalma”. (Fuente: La Voz de Michoacán).



Artículos Relacionados

Deja un Comentario