Personas desplazadas por violencia en el estado de Guerrero llegaron al Palacio Nacional

424

#LaVerdadlePeseaQuienlePese

 

Alrededor de 300 personas desplazadas por la violencia en el Estado de Guerrero llegaron al Palacio Nacional, en la Ciudad de México, para pedir ayuda al Presidente para que puedan volver a sus comunidades.

Se trata de adultos, ancianos, niños y mujeres embarazadas de los municipios de Zitlala, Leonardo Bravo y Eduardo Neri, quienes llegaron a la sede del Poder Ejecutivo federal en representación de más de mil 500 desplazados por supuestas policías comunitarias en 10 comunidades.

«Vengo a denunciar una desaparición, a mi hijo se lo llevaron, no sé si lo mataron, o dónde lo tiraron, según son comunitarios pero son sicarios, porque vienen matando al que se atraviesa», contó Bartolo Hernández, habitante de Tres Cruces, Municipio de Eduardo Neri, quien huyó a Chilpancingo.

«A los que tienen allá los tienen amenazados, que si abren la boca de lo que les están haciendo los van a matar, ayer hablé con mi suegro: ni vengas para acá, esta cabrón, nos van a matar, me dice; a mí me da miedo, pero ya qué, no aparece mi hijo desde el 15 de diciembre».

Los desplazamientos forzados se han dado desde el 11 de noviembre pasado por miles de personas armadas, según denunciaron quienes esperan ser escuchados por Andrés Manuel López Obrador, y que a veces prefieren no dar sus nombres por temor a represalias.

Severo Ojeda, indígena de Zitlala, narró que dejó su casa, sus animales, sus tierras, su cosecha.

«¿Y quien lo está aprovechando? Lo está aprovechando los malos, y nosotros andamos sufriendo, hay veces que no comemos un día», lamentó.

(Con información de Reforma)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe un comentario
Por favor ingresa tu nombre